Skip to main content

Cada vez es mayor el número de personas conscientes de la importancia de revisar la salud dental de los niños desde bien pequeños, pues la detección temprana es fundamental para evitar problemas graves en el futuro, tanto a nivel funcional como estético.

No obstante, la ortodoncia infantil no sirve únicamente para guiar a los dientes que ya han crecido, sino también para corregir los huesos de la mandíbula y posibles malos hábitos que tenga el niño durante su crecimiento.

Por eso, es importante estar alerta y observar el desarrollo dental de los más pequeños para evitar, en la medida de lo posible, futuras maloclusiones.

Si no sabes cómo saber si tu hijo necesita ortodoncia o no, desde la experiencia de Dentisana te explicamos 8 claves para poder identificarlo.

¡Sigue leyendo y descúbrelas!

La Dra. Alba Roca nos cuenta todo lo que debes saber sobre la ortodoncia infantil.

Nos habla sobre las ventajas de la ortodoncia infantil, qué problemas corrige, todos los tratamientos disponibles y las opciones más adecuadas para cada caso.

Algunos padres tienden a pensar que puede ser pronto para que su hijo comience un tratamiento de ortodoncia, pues consideran que es incómodo o requiere de mayor madurez. Sin embargo, lo cierto es que la primera ortodoncia infantil se suele poner alrededor de los 6 años.

Además, existen distintos tipos de ortodoncia infantil entre los que se puede optar en función de las necesidades o preferencias del niño. Desde brackets fijos a ortodoncia removible o alineadores invisibles.

Si quieres conocer más sobre los tipos de ortodoncia infantil, puedes consultarlo en nuestro artículo “Tipos de ortodoncia infantil: los 4 más utilizados”.

«Existen distintos tipos de ortodoncia infantil entre los que se puede optar en función de las necesidades o preferencias del niño. Desde brackets fijos a ortodoncia removible o alineadores invisibles.»

8 claves para saber si tu hijo necesita ortodoncia

Identificar si tu hijo debería acudir al ortodoncista no es una tarea difícil, tan solo requiere estar informado, así como observar de forma frecuente los hábitos y avances dentales del niño.

Desde Dentisana te recomendamos que tengas en cuenta estas 8 claves para saber si tu hijo necesita ortodoncia

claves para saber si tu hijo necesita ortodoncia

Respiración bucal

Los niños que tienden a respirar por la boca en vez de por la nariz suelen terminar necesitando ortodoncia en la mayoría de los casos. Esto puede deberse a que, al no encajar la boca correctamente, no llegan a cerrar los labios y pasa el aire por en medio.

Se trata de un mal hábito perjudicial para el desarrollo dental que si se corrige a tiempo con ortodoncia puede evitar muchas complicaciones futuras para el niño.

respiracion bucal

Succión del dedo

Otro de los malos hábitos más comunes en los más pequeños. Ya se trate de un dedo, biberón o chupete, la mordida o succión de accesorios en la boca provoca  deformación dental.

Este hábito hace que los dientes superiores sean empujados hacia adelante al mismo tiempo que se mueven los dientes inferiores hacia detrás, conduciendo así a una maloclusión de mordida abierta (los dientes incisivos superiores e inferiores no contactan entre sí).

succion del dedo

Pérdida prematura o tardía de los dientes de leche

Se considera una pérdida prematura de los dientes de leche cuando sucede en edades anteriores a los 5 años, y tardía aproximadamente cuando sobrepasan los 8 años.

Los dientes primarios o de leche marcan la posición que ocupan posteriormente las piezas dentales definitivas, por eso cualquier desajuste de estos condiciona directamente en la salud bucodental del niño. Además, si los dientes de leche tardan en caerse pueden solaparse con el crecimiento de los dientes definitivos y que ambos queden torcidos o montados uno encima del otro.

Para evitar estos desórdenes temporales es recomendable que el niño mantenga una buena higiene bucal y una dieta equilibrada, pues en muchas ocasiones suelen caerse antes los dientes de leche debido a caries.

perdida dientes

En este vídeo la Dra. Alba Roca nos explica cómo prevenir la salud dental en edad infantil y la importancia de mantener revisiones con el dentista desde pequeños.

Crecimiento lento de los dientes

Tanto si se trata del crecimiento de los dientes de leche (que debe ser anterior al primer año de vida) como de los dientes definitivos (a partir de los 8 años aproximadamente), el retraso en el desarrollo dentario suele ir ligado con una futura necesidad de ortodoncia.

La ausencia de los dientes permanentes debido al lento crecimiento puede conducir a otros problemas de apiñamientos o espaciados. No obstante, es importante tener en cuenta que existe una patología llamada agenesia que se caracteriza por la no erupción de ciertos dientes una vez ya alcanzada la edad adulta.

crecimiento lento dientes

Dientes no alineados, separados o apiñados

Es importante que los dientes encajen correctamente, no solo a nivel estético, sino para garantizar una buena oclusión dental.

Cuando existen grandes espacios o apiñamientos entre los dientes es recomendable acudir al ortodoncista, pues dificultan el mantenimiento de una buena higiene y, por consecuencia, pueden conducir a padecer caries e inflamación de las encías.

dientes no alineados

Dificultad o ruido al masticar y morder

Si tu hijo hace muecas extrañas, muerde de un solo lado o le duele al masticar, es posible que padezca de algún problema de maloclusión dental. Es en este momento cuando aparece la ortodoncia como papel principal para corregir la mordida del niño y que pueda funcionar correctamente.

Además, los niños que muerden únicamente por un lado tienden a tener dolores de cabeza y cuello, lo que también se conseguiría solucionar mediante la ortodoncia.

dificultad al masticar

Asimetría de los dientes con la cara

Si observas que tu hijo tiene los dientes o la mandíbula desproporcionadamente más grande que su cara es recomendable que le lleves al ortodoncista, pues es posible que esta asimetría le ocasione problemas de maloclusión en el futuro.

asimetria de dientes

Problemas para hablar o pronunciar

Muchos niños, especialmente los más pequeños, presentan dificultad para hablar o pronunciar ciertas palabras.

Generalmente, se suele pensar que es únicamente un problema que se deba consultar al logopeda, pero también es recomendable llevar al niño al ortodoncista por si se trata de algún tipo de intercepción de la lengua con las piezas dentales.

problemas para pronunciar

Pide cita para ortodoncia infantil

Si has identificado alguna de estas claves y estás interesado en algún tipo tratamiento de ortodoncia infantil para tu hijo, ven a vernos a Dentisana. La primera visita es totalmente gratuita y sin compromiso.

Te realizaremos un diagnóstico detallado con simulación 3D y un presupuesto personalizado.

Siempre con una visión integral de la odontología al combinar y trabajar en conjunto doctoras de todas las especialidades.

O más fácil, si quieres llámanos al  963 03 48 46

    Deja un comentario